Saltar al contenido

El blog de bricolaje más completo en habla hispana

Herramientas

El bricolaje es la actividad o trabajo manual que puede realizar una persona aficionada sin necesidad de solicitar los servicios de un profesional para implementar mejoras, o hacer reparaciones o mantenimiento en las áreas de albañilería, carpintería, fontanería o electricidad.

Cada vez más las personas se atreven a arreglar espacios y objetos de sus casas con técnicas de bricolaje; con iniciativa y creatividad puedes hacerlo tú mismo, lo que te ayudará a ahorrar mucho. 

Desde arreglar el lavabo, mejorar el jardín o pintar la casa, hasta un portarretratos o decorar la casa con cuadros hechos por ti mismo: cualquier trabajo que puedas imaginar lo puedes llevar cabo con las herramientas adecuadas y unos conocimientos mínimos. 

 

Todo lo que debes saber sobre DIY y bricolaje

Carpintería

La carpintería es realizar trabajos con la madera, se puede realizar puertas y ventanas o se puede realizar algún mobiliario, como una pequeña mesita para el jardín o la terraza, o un bonito macetero. Con las herramientas adecuadas y tu creatividad puedes realizar muchas cosas.

Decoración

Para decorar tu hogar, con definir el estilo que más te guste puedes hacer algo maravilloso en tu casa sin invertir un dineral. Puedes hacer cojines para tus muebles y tu cama, pintar, incluso colocar una planta que le dé un toque diferente a tus espacios.

Electricidad

Puedes hacer trabajos sencillos desde cambiar un enchufe, sustituir bombillas viejas por LED, e incluso instalar enchufes con puertos USB. Son tan fáciles de colocar que lo puedes hacer tú mismo.

Pintura

Pintar en casa resulta entretenido y fácil: tan sólo debes comprar una pintura de calidad, escoger el color apropiado para ese espacio que deseas pintar, usar un buen rodillo y pintar en dirección vertical. Recuerda que los tonos claros pueden dar la sensación de amplitud, mientras que los oscuros  hacen ver el espacio más pequeño.

Restauración

Son muchas las cosas que puedes restaurar y hacer lucir como nuevas, desde tapizar una vieja silla, hasta renovar tu casa sin obras y lo puedes hacer tú mismo, puedes cambiar los suelos revistiéndolos con suelos vinílicos, pintar los azulejos, lacar las puertas… y así logras una restauración completa.